miércoles, 8 de diciembre de 2010

I Maratón Ciudad de Málaga 2010...por Daniel Jiménez



Una estrella más para la camiseta de Boston, la cual se quiere serigrafiar con tales proezas, las que cada uno llevaremos el próximo 18 de Abril de 2011 en la salida de esta veterana Maratón. Ya sabéis y como se dice: “SOMOS GENTE NORMAL QUE HACE COSAS EXTRAORDINARIAS”.



¿Que empiezo contando?, que se dio la salida desde un estadio completo de gente ansiosa por comer asfalto mojado, sabéis de lo que hablo. ¿Qué tanto la carrera de 12km, como la de 42km salimos juntos? Locura total. ¿Que al salir del estadio me encontraba entre los diez primeros del grupo en cabeza y rodando los primeros miles sobre el 3,30m? ya me conocéis de sobra y esta prueba no es diferente para mi, ¿hay que llevar dorsal? pues entonces hay que sufrir. Lo que ocurre es que para esta Maratón no tenía la preparación que se merece y ya era más un punto y final a un año cargado de objetivos y gracias a todos y al esfuerzo, CUMPLIDOS.






En fin 9am y se dio la salida a una prueba que promete mucho, buena organización, buen control, buenos avituallamientos y bien colocados a mi entender, buena señalización, con señales identificando en la calzada el nombre de la carrera y el km, como en las grandes, aunque particularmente yo aumentaba su tamaño, los avituallamientos también los señalizaba y en alguna parte del recorrido había servicios móviles que tampoco estaban señalizados y eso es importante, sobre todo si hay una indisposición en plena carrera y no te apetece hacerlo entre los coches de la calle.


Mi dirigí hacia la salida con un nuevo maratoniano, Juan Esteve, un compañero de trabajo al cual le ha picado el veneno del runing y que a pesar de no tener km, de entrenamiento ni de competición, ese 4h 9m con el que ha terminado hace que se sienta muy contento y con una experiencia positiva, aunque muy dolida el día después, ya que se encontraba muy castigado por las agujetas, pero seguro que muy pronto se estará marcando un nuevo objetivo, felicidades Juan.







Mi preparación como os he comentado no ha sido muy concreta, ni ha tenido tiradas largas, ni series, ni control de días, pero las sensaciones en la salida eran geniales, pasando por la media en 1h 21m, pero ya sabéis lo que pasa en esta prueba, no es como empieza, si no como acaba y a mí se me hizo eterna la parte final, (Blas ya me lo dijiste) y eso que esta parte final era una de las más bonitas, pasando por el centro de la ciudad, no pude recuperarme y las sensaciones de lesión hacían reflejo en cada paso que daba, en cada estiramiento de pie por alcanzar unos metros más de asfalto, pero no, la sensación era de ir lento, de no poder, de ¿que hago aquí?, pero te vas motivando, contando los km que te quedan para terminar y soñando con lograr terminar otra Maratón mas.




Ya llevaba varios km sin mirar el crono, había pasado de ir marcando miles a 3,30-3,40,3,50, un poco más tarde a 4,02-4,05-4’08 y ya los últimos que fui capaz de mirar eran de 4,20-4-25 y hasta aquí puedo leer, no quise volver a mirar el reloj y sobre el km 40 me pasa un compañero del Triarmilla, Cesar Penalva, que me paso como una autentica moto, muy fuerte y con una sensación de poder que no me dio opción a ponerme a su estela, felicidades, pero yo seguía poco a poco en mi particular calvario y una vez dentro del estadio, enfilando recta de meta ese digital inmenso que a todos nos gustaría parar lo antes posible, marcaba 2 horas 53 minutos y muchos segundos, intente apretar para que no siguiera sumando mas segundos a mi tiempo, pero al final recibo un correo de la Federación Andaluza de Atletismo que me dice que mi dorsal, el 1079 ha finalizado con un tiempo de 2h 54m 05s, en el puesto 42 de la general y el 8 de mi categoría.


Os mentiría si os dijera que no estoy contento, pero lo estoy y una vez pasado todo el pos-maratón, solo quieres volver a poder intentar de nuevo bajar tu marca. NO HAY DOLOR, EL DOLOR ES PASAJERO, EL ORGULLO PERDURARA POR SIEMPRE.



Me gusta esta frase.



Un fuerte abrazo a todos.

martes, 30 de noviembre de 2010

XXIII MEDIA MARATÓN DE LORCA








La MM de Lorca sugún Javi.

¡Y mira que el día anterior la cosa pintaba fea! Fea porque llovió y mucho; fea porque en el grupúsculo que acudimos a Lorca reinaba una ambiente un tanto díscolo, por llamarlo de alguna manera. Vamos, ¡que nos faltó una camisa y unos zapatos bien lustrados para que ardiera Lorca!; y fea, porque tras resistir a la tentación insana -eso sí, unas buenas cervezas y hasta algún pitillo cayeron- algunos nos pegamos una noche en blanco, sleepless night, que se dice en inglés, vamos, con los ojos como platos.


Pero puedo asegurar que cuando pase el tiempo lo que perdurará no será mi MMP en Media Maratón. Lejos de cifras y ritmos kilométricos principalmente quiero resaltar que nos pasamos un fin de semana de risas, buen rollo y cachondeo de los que hacen historia. No, no había ambiente atlético, pero casi 600 kms en total de viaje de lluvia y niebla bien justifican que al menos corriéramos, ¿no?
Pues eso, que hemos estado como reyes, que el amigo Txomin nos colocó en un hotelazo de 4 estrellas a precio de albergue de mala muerte, que comimos en Águilas de lujo (esa fideouá sí que se merece una buena entrada) y que a pesar de ciertos contratiempos estomacales de un servidor - y que bien sufrieron mis penitentes compañeros de habitación- todo salió a pedir de boca.

La carrera también. Todos contentos, a saber: tras más de 3 meses de plan seguido casi estrictamente, tras muchas semanas de kms acumulados, días de perros en el estadio, ritmos controlados con las lágrimas saltadas, dudas, zozobras, ¿merece la pena esto? ¿O como bien dicen mis "detractores", no corro para disfrutar? Sí, amigos; queríamos bajar de 85 minutos e hicimos 84 y medio. Txomin sobresaliente también, ya que ni se resintió de su maldito isquiotibial ni sufrió malas sensaciones, todo lo contrario. Y reitero por si hay alguna duda: a los que hemos acudido a Lorca nos GUSTA entrenar, nos gusta machacarnos, nos gusta sufrir, porque disfrutamos haciendo esto, casi más que competir. Muchas frustraciones han tenido lugar y otras muchas que están por llegar, mucho existencialismo atlético-literario por contar y que prolifera por ahí, pero prevalecerá lo que nos gusta: correr en amistad.

Porque si logré hacer esa marca es, sin lugar a dudas, gracias a mi liebre, de la que tanto rehúyo en todas las salidas de carreras, de mi pulsómetro y cronómetro humano, ese Antonio, sin el cual habría sido mucho más duro alcanzar mi propósito. Sí, porque a pesar de no contar con mi Polar estropeado, llevaba precisión suiza y mentalidad germana a mi lado.
Sólo finalizar diciendo que la "barra libre" que la organización nos brindó al acabar fue suficiente razón para todos estéis invitados a acudir el próximo año. ¡Y esa bolsa del corredor, dotada de dos camisetas, zumo, barrita de cereales y butifarra, mortadela, longaniza y sobrasada! ¡Toma ya!
Ahora más. Queremos más. Miramos hacia adelante. Hay que rebajar esa marca. Y lo haremos.


La MM de Lorca según Antonio.

A pesar de que ya está casi todo dicho, no me quiero privar de dar mi versión de los hechos. Quizás es más correcto hablar mi perspectiva, ya que no cometimos delitos.

A las 10:30 de la mañana me encontraba en la línea de salida, esperando que mi reloj cogiera la señal del GPS, algo quemado –al menos en un dedo por un accidente con unas cerillas que explotaron al encendernos unos de esos pitillos a los que Javi se ha referido- pero, y por extraño que parezca, descansado tras una noche de sueño reparador.

Sí, aunque parezca mentira, pude dormir a pierna suelta antes de la carrera. Sin duda, el buen ambiente de la tarde anterior, las risas, la cena y, obviamente, las Alhambras verdes y especiales tuvieron mucho que ver, además del magnífico Hotel que Txomin agenció.

Al empezar a correr me di cuenta de las inmejorables condiciones del día: había suficientes corredores pero sin que llegasen a entorpecer la carrera; la temperatura perfecta y el recorrido de la media era sencillamente perfecto.

Comenzamos a ver pasar los kilómetros y el ritmo era perfecto; 4 minutos por km clavados. Las sensaciones eran muy buenas. Se notaba que el plan de Gavela había dejado algo además de tardes de sufrimiento con series y ritmos de los que, sinceramente, no alcanzaba a comprender su lógica.

Así seguimos corriendo, intentando mantener, al principio, la euforia y, a medida que la carrera avanzaba, la motivación. Pero estábamos fuertes. En el Km 12 nos dimos cuentas que íbamos rápidos pero decidimos aguantar hasta dónde llegásemos. En estos km me encontré un poco más débil y me enganche al rebufo de Javi, dudando incluso de poder aguantarle. Tras este momento de debilidad, habitual en mis carreras, las fuerzas volvieron misteriosamente, o quizás gracias al gel, y pude apretar los últimos km y acabar entrando en 1:23 con mucho. En definitiva 1:24:00, mi segunda mejor marca.

Estoy muy contento en lo personal, pero siendo sincero lo que más me alegra no es mi marca. En primer lugar, fue un finde perfecto, incluso contribuimos a evitar que un accidente de tráfico en la autovía se convirtiera en algo mucho peor. Disfruté gracias a la compañía de mis amigos de una gran experiencia –no me estoy refiriendo a los problemas estomacales de Javi-. En segundo lugar, estoy muy contento y orgulloso por las actuaciones de mis compañeros. Txomin, que terminó muy bien la carrera a pesar de su lesión, además ejerció de perfecto anfitrión, preocupándose y desviviéndose para que disfrutásemos de su tierra. A mi me has ganado, Lorca es cita obligada. Pero especialmente la de Javi, al que la carrera hizo justicia. Su forma física, constancia y tesón tuvieron, esta vez sí, reflejo en la marca. Además, mi labor, más que la de liebre, fue la de contenerle en los primeros km, mientras que, gracias a él, aguanté la parte más dura de la carrera. Fue un placer correr a tu lado amigo.

Enhorabuena a los dos. Ahora a por el 1:22.


lunes, 22 de noviembre de 2010

VIII CARRERA NOCTURNA ATARFE -por Javi




Año tras año, edición tras edición, me ha apetecido participar en esta carrera, pero entre unas cosas y otras nunca he podido hacerlo, hasta ahora. Este año era el menos propicio, puesto que la fecha propuesta me venía realmente mal, ya que al domingo siguiente mi firme propósito era hacer al menos 20 kms de rodaje para de esta forma sumar los 80 que me había fijado a principios de semana. La duda parecía disiparse ante la aplastante lógica: "si compites el sábado por la noche el domingo por la mañana estarás molido"; de modo que otro año más parecía que la noctura de Atarfe se esfumaría.

Pero qué demonios. Sugeriéndoselo a Txomin y a mi vecino Roberto -recién iniciado y notoriamente atraído por el mundillo running- decidimos inscribirnos por teléfono el viernes. Sabíamos la hora, el lugar, que la meteorología sería adversa, que había partido del Madrid... En fin, que supusimos que iríamos 4 gatos y que por lo tanto nos llevaríamos un jamón, seguro. O una caja de vino...

Pero una vez más se impuso la fiesta del atletismo popular. Y esta vez más popular que nunca, ya que no contábamos con los habituales marroquíes, kenitas, erítreos, etc., que suelen reinar en pruebas más rimbombantes. Había gente, bastante, no me preguntéis cuánta, pero había ambiente bonito de verdad. Se respiraba ese tufo característico, mezcla de euforia sostenida mezclada con sudor y radiosalil. Recogida de dorsales, primera noticia de la distancia (8750 metros oficiales, unos 100 menos en el GPS de Txomin) y al coche a despojarnos de ropa. Que no hace tanto frío, que llovizna pero la noche es magnífica para correr.

Entre la muchedumbre "anónima", el apretón de manos e intercambio de opiniones con Daniel, Gregorio el blogredor (al que no veía hace más de un año), el incombustible Roberto de Armilla, Paco de www.devorandokilometros.blogspot.com -no podía faltar- y alguno más que seguro se me olvida. No pude ver a Onio, que dijo que acudiría. Chico, ¿estuviste por allí?

En cuanto a la carrera, me hace plantearme una cuestión: ¿no será esta mi distancia, este tipo de pruebas? Las calles estaban vagamente iluminadas, el piso mojado y con muchas hojas, lo cual hacía que fuese realmente peligroso el giro en las numerosas curvas que planteaba el recorrido... Tras 2 kms llanos empieza un ascenso continuo que te hace pensar que acabarás llegando a la Ermita de los 3 Juanes, bonita e iluminada sobre nosotros... Discurre el trayecto por callejuelas, pista de atletismo, camino rural, parque... y en el km 5 mi "compañero" de carrera me dice "Ahora no me lo pongas fácil, que es tó p'abajo, hazme sufrir". Hablo de un corredor que se me pegó al cogote en el comienzo de la cuesta y al cual me propuse no dejarme vencer bajo ningún pretexto. El tipo era correoso, le dejaba atrás pero de nuevo su ajada respiración me incordiaba al instante... Casi me apetecía dejarlo pasar para no tener que escuchar su agonía y sus zapatazos. Pero no. Ese día tenía ganas de correr, la mente competitiva me acompañaba, la acumulación kilométrica de esta semana también ayudaba, así que mi carrera se limitó a un precioso duelo entre este corredor y yo. Cuando pronunció esas palabras el tipo atacó a cuchillo, dejándose caer seguro que por debajo de 3'40''/km, pero en las cuestas había sufrido, lo había arrastrado yo con la lengua fuera, así que -cosa rara en mí- bajé acordándome del "método Víctor", esto es, a muerte. Apenas 13 minutos tardé en completar los casi 4 kms que restaban para el final.

Tan convencido estaba de que no volvería a cogerme que sin darme cuenta adelanté a muchos corredores de ésos que uno conoce de vista y que sabe que siempre le ganan. Así que en la recta final hasta el arco de meta sólo cerré los ojos y creo que volé, entrando en 32' 30'', a una media de 3'40''/km lo que hasta ahora me sirve para darme mucho ánimo y creerme que aún es posible que los resultados acompañen y sean justos con mis duros y perseverantes entrenamientos, algo que sin duda necesito a una semana del objetivo: Media Maratón de Lorca. Por supuesto choqué la mano con mi adversario, que me devolvió un sincero abrazo. Esto es el running.

Del tercer tiempo, sólo destacar que en cuanto abrí la bolsa del corredor y encontré un bocata de chopped, mi alegría fue inmensa; me lo papeé en un santiamén, me tomé un par de cervezas y me reuní con Roberto, Mari, Txomin, Daniel, Carmen y Nuria. Y menos mal que nos dieron bocata, pues el largo sorteo no nos deparó jamón a ninguno. Seguro que otro año cae, porque seguro que repetiremos.
¡AH! Y al día siguiente, un poco más tarde de lo habitual, hice los 19 kms que me posibilitaron superar los 80 kms prometidos.

viernes, 19 de noviembre de 2010

Propuesta: Ruta Domingo 21 noviembre...por Abel



Compañeros, os propongo hacer esta bonita ruta de unos 20 kms que, saliendo de la Inmaculada, desciende por el Genil hasta alcanzar el cauce del río Dilar, remontando éste pasando por Churriana de la Vega, bordeando más adelante la base aérea de Armilla para conectar con la vía de servicio a la altura de Loma Linda, regresando a Granada corriendo por esta misma vía junto a las instalaciones del Campus de la Salud, cerrando la ruta accediendo a la Inmaculada desde el Parque Cruz de Lagos.


La idea es hacerlo bien tranquilos, para que todos los asistentes lo puedan realizar sin demasiado esfuerzo, con alguna parada intermedia para hidratar y recomponer la figura.


Por el momento parecen confirmadas las asistencias de los Javier, tanto Ruiz como Serrano y yo haré todo lo posible por asistir.


Vamos a tratar de hacer grupo numeroso, aprovechando esta fantástica época que se nos brinda, antes de que el intenso frío, se deje caer sobre los caminos granadinos.


Id confirmando vuestra asistencia, así como la hora. Si preferís otra ruta, por favor indicadlo.


Saludos!!

domingo, 14 de noviembre de 2010

Descubriendo Héroes anónimos...por Abel

Cada día nos cruzamos con ellos por la acera, cogemos juntos el ascensor, conducen nuestro transporte público, hacemos cola en el súper a su lado, o nos sirven el café mientras ojeamos el periódico en nuestro bar preferido.

No llaman la atención, nadie se fija en ellos, no usan palabras grandilocuentes, ni ocupan las portadas de los periódicos. Son sus actos los que los hacen reconocibles, aunque tan solo ante los ojos del observador minucioso, aquel que cae en la cuenta de sus pequeños movimientos, gestos, acciones o modos de vida.

Pues hoy precisamente, mi mirada se ha detenido ante uno de ellos, aunque a punto he estado de no caer en la cuenta, me estoy refiriendo a los HÉROES ANÓNIMOS.

Se trata de todas esas personas que, de modo silencioso e imperceptible, son, o al menos, deberían ser, un ejemplo para todos nosotros.

Particularmente en el día de hoy, la persona a la que me refiero, es muy posible que en el día a día, su aspecto y su forma de comportarse, sea como el de cualquier persona de su edad, aunque muy probablemente algunos días de la semana, se enfunde en ropa deportiva y se lance a esos caminos para realizar sus entrenamientos, absolutamente imprescindibles para poder llevar a cabo la hazaña que casi cada domingo realiza, ante la mirada, a veces incrédula, de los asistentes.

En esta ocasión que relato la aparición se ha producido en la Media Maratón de Granada, donde ¡¡¡ha logrado correr durante los 21 kilómetros del recorrido por las concurridas calles de la capital nazarí, ni más ni menos!!!

Y no lo ha hecho logrando batir un record donde el cronómetro se haya detenido en poco más de la hora. Ni tan siquiera lo ha hecho antes de las 2 horas.

Alguien podría empezar a plantearse, ¿Cómo es posible que con un tiempo de esta entidad, estemos hablando de una persona excepcional, con una actitud heroica?

Y la explicación es bien sencilla, pues se trata de una atleta, asidua a las competiciones que se celebran por toda la provincia de Granada, con la particularidad de que vino a este mundo, el mismo año que Dolores Abril, Pilar Bardem, Concha Velasco, Carolina Herrera, Encarnita Polo o Claudia Cardinale.




Ahora sí podemos tener conciencia del valor de haber concluido la prueba granadina, por parte de María Pilar que así se llama la atleta que, a mi humilde juicio, es una auténtica HEROÍNA, a tenor de la grandeza de las proezas logradas cada jornada atlética.

Por mi parte he hecho el firme propósito de saludarla por su nombre y felicitarla personalmente, por ser todo un ejemplo del coraje y valentía que puede impulsar a cualquier persona a lograr cumplir sus sueños, por complicados e imposibles que éstos parezcan, y por supuesto personas así son las que nuestra sociedad necesita como ejemplo de lo que el esfuerzo, el sacrificio y la dedicación al trabajo bien hecho, pueden lograr conseguir.

Ya me siento hastiado y avergonzado de que nos hagan creer que la mediocridad, la ignorancia, la vagancia y la falta de decoro y educación, serán los valores que nos acompañen en nuestra andadura en esta sociedad. Yo me rebelo y prefiero elegir mis propios héroes de entre personas anónimas que enseñen con su ejemplo vital, una forma de vida con dedicación, esfuerzo, afán de superación, educación y entrega a fines más nobles que llenar el buche y el bolsillo.

Os animo a que busquéis entre la gente común estos héroes anónimos, que se esconden con su humildad, aunque descubrirlos os enriquecerá con toda seguridad.



Saludos y nos vemos en los caminos!!

domingo, 7 de noviembre de 2010

Media Maratón Granada 2010...Multicrónica:

Queremos dar públicamente las gracias a todos los que en el día de ayer nos visitásteis, pues con vuestra presencia en éste, vuestro blog, se ha logrado batir el récord de asistencia en un solo día, quedando establecida dicha cifra a tan solo 2 de las "400".


Hace tan solo unas semanas, la entrada referida a la Media Maratón de Motril, fué visitada por 320 amigos, y en esta ocasión, la marca ha sido pulverizada ampliamente.


Nos gustaría aprovechar para invitaros a comentar vuestra participación en la prueba granadina, escribiendo vuestros comentarios o enviando vuestra propia crónica a: lasverdes.granada@gmail.com















VIDEOS LLEGADA META IDEALTV.ES




CLASIFICACIONES





FOTOS GESCON-CHIP






CRÓNICA DE JOSÉ BUENO



Era mi espina clavada. La primera vez que intenté correr media maratón fue en Granada el año pasado y me tuve que retirar con un tirón en el gemelo.


Dichosas cuestas de La Chana, Parque Almunia y Alcampo!! Conseguí acabar en Madrid en Abril (1h50min) y hace tres semanas en Motril (1h49min), a pesar de que a partir del km 15 el calor me dejó k.o. Y tenía que acabar Granada como fuese. Es mi ciudad!!!



Y esta vez, lo conseguí. Lo de menos ha sido que aún no entiendo cómo he bajado a 1h41min en tres semanas (la buena temperatura del domingo ha ayudado bastante).



Pero qué sensación bajar por mitad de Reyes Católicos con gente aplaudiendo!!!


CRÓNICA DE JAVI RUIZ





Desperté el día con cierto optimismo después de haberme acostado el día anterior con los síntomas del resfriado y atiborrado de paracetamol (mezclado con algunos vinitos ya que fue el cumple de mi niña). Notaba los síntomas pero los aminoré con paracetamol e ibuprofeno. Buena mezcla.

Al igual que pensaba para la media de Motril, la idea era mejorar la marca personal. En Motril estuvo complicado, muy complicado por la aparición anticipada de Luisito. Desde entonces he corrido con cambios de ritmo sobre todo, pero lo que me andaba inquietando es que las distancias desde entonces habían sido cortas, no más de 12 kms.

Pero no había marcha atrás, después de hacer una buena carrera en Almuñecar estaba crecido, al igual que en ella, a tope, hasta que el cuerpo aguante.

Después de una salida muy lenta y de haber perdido un tiempo que a la postre sería valiosísimo, comienzo a coger el ritmo adecuado. Incluso aprieto para intentar recuperar el tiempo perdido de los dos primeros kilómetros. Pero llegando al camino de las vacas comienza la cruda realidad, no puedo llevar el ritmo de 4:15 subiendo las dichosas cuestas. Después le comentaría a mi querido amigo Carlitos Lens, ya con una cerveza fresquita en la mano, que no estaría de más entrenar cuestas (a buenas horas).

Avanzo a buen ritmo mientras la pendiente es decreciente pero no consigo calcular, al paso de los kilómetros, si estoy en tiempo para entrar por debajo de 1:30h que era mi propósito.

Llegado al kilómetro 19 veo que mi reloj marca 1:22 y algunos segundos más que no recuerdo. Mierda, subiendo y teniendo que hacer los dos últimos kilómetros por debajo de 4 min/km para lograr la meta. Se me escapa.

Dejo que el cuerpo vaya a lo que sea capaz, total, sin esfuerzo no hay gloria y si no lo intentamos será peor que el no saber si lo podríamos haber conseguido.

Entrando al estadio recojo a mi niña nada más entrar, tal y como habíamos maquinado y hacemos una gloriosa entrada brazos en alto por el esfuerzo realizado.

Al final no pudo ser, entro en meta en 1:30:59 pero debo reconocer que se me queda un sabor dulce porque, por un lado, he bajado en 4 minutos mi mejor marca en media Maratón, y por otro, porque estoy seguro de que aún hay margen de mejoría.

P.D.: Perdón por el ladrillazo. Sé que habíamos dicho que unas pocas líneas eran suficientes.


CRÓNICA DE JOSÉ ALBERTO LENS



¡Ole!


Recuerdo cuando, allá por Julio, me encontré con Javi trotando por la Chucha y decidió acompañarme un rato. Me comentó que estaba pensando preparar un “medio Ironman”. ¿Eso cuánto es?, pues 2 km nadando, 90 en bicicleta y media maratón. Me quedé callado, pensando un rato. En ese mismo orden, para mí 2 km. nadando me resultarían relativamente fáciles, 90 en bicicleta, con entrenamiento, asequibles; pero medio maratón, definitivamente “imposible”. En mi vida había corrido más allá de los 8 km. que suponen la ida y vuelta de la Chucha a Calahonda. Y de esos 8, los dos últimos ya se me atragantaban bastante.



Se ve que mi hermano debió escuchar ese “imposible” y decidió, como en el anuncio de Adidas, que de imposible nada. En la playa logró que bajara de 5 minutos el kilómetro, y ya de vuelta en Granada, que siguiéramos saliendo por el camino de la fuente de la Bicha.



Ampliamos las salidas de 8 a 10 km. e incluso alguna vez llegamos a los 12, pero siempre pensando que ese era el límite de mis posibilidades.

Y llegó un día, debió ser que la alerta naranja por temperaturas me licuó el cerebro, que decidimos seguir un poco más, y un poco más, hasta llegar a Pinillos y vuelta, lo que hacían 18 km. en total. En realidad se me hizo infernal, pero me hizo ver que el límite, con entrenamiento, se podía ir ampliando.



Y aquí estoy, tras haber finalizado la media maratón de Granada, celebrándolo con unas Alhambras. Y encima, gracias al empeño de mi hermano, aun habiéndome hundido en los últimos kilómetros, en un tiempo que para mí sonaba a ciencia ficción hace tan sólo unos meses:1:52:30.



Cierto que ojalá me cure el hombro y empiece de nuevo a jugar al baloncesto, lo que sin duda hará que salga menos a correr. Posiblemente no supere nunca esta marca y desconozco si alguna otra vez me picará el gusanillo de volver a correr en alguna carrera seria. Pero de lo que no me cabe la menor duda es de que ¡ha merecido la pena!


¡Muchas gracias, hermano!




CRÓNICA DE DANIEL








¿QUE MAS QUIERO PEDIR?

Ya sabemos que aquí no valen excusas, pues yo no las voy a dar, pero sí que es verdad que me hubiera gustado bajar el tiempo del pasado año en algún minuto y no en algún segundo como ha sido, pero como ya comento, ¿Qué mas quiero pedir?;

Hace ya casi tres semanas, al finalizar unas series me dio un pinzamiento fuerte en el isquio derecho, el que me ha tenido dos semanas parado, sin hacer nada y con tan solo tres veces que he salido esta semana, no he podido hacer mas.

He sufrido como en todas las carreras, pero he tenido además el miedo añadido de que ese maldito pinzamiento no volviera a darme, pero no sé si es más duro no poder por lo que estas sufriendo, o no sufrir por lo que te está pasando por la cabeza, ese miedo, esa sensación de que no vas a poder terminar la carrera y de sobra entendemos lo que digo.


Pero bueno, lo importante es que la hemos terminado, hemos bajado marcas, nos hemos encontrado muchos buenos amigos y compañeros de sufrimiento y el día, la carrera, la organización y el publico en la ciudad nos ha respondido como nunca, creo que se ha superado el número de inscripciones y eso conlleva un nivel más alto, el cual lo hemos comprobado todos.

Espero que al igual que yo, todos estemos contentos y después de llevar muchos kilómetros como siempre diciendo ¿Qué hago aquí? Y “ya no me apunto mas”, creo que algunos nos veremos en Córdoba y en Málaga con el permiso de las lesiones, PORQUE GANAS NOS SOBRAN DESPUES DE RECUPERARNOS.


Un fuerte abrazo a todos, y a seguir entrenando duro.


CRÓNICA DE JESÚS LENS






Dado que en este enlace he dejado las impresiones personales de esta Media, permitidme en la Multicrónica que atice un poco de leña.


http://www.granadablogs.com/pateandoelmundo/2010/11/media-maraton-de-granada-2010-dos-corren-juntos/


Por ejemplo, a esa señora que en la edición digital de IDEAL, en los comentarios a la noticia sobre la Media Maratón, critica su desarrollo por las calles de Granada porque ella tenía que trabajar y el acceso al centro era complicado.


O al taxista que, me decía una Amiga, estaba hecho un basilisco por el “atasco” provocado por los corredores.

- ¿Es que no hay Vega para correr? – sostenía el indocumentado.


La falta de sensibilidad hacia todo lo que supone deporte popular por parte de algunas personas es algo alarmante. No es sólo que más de 2.000 personas han estado haciendo deporte esta mañana. No es únicamente la inyección económica que supone para el sector de la hostelería. Es, por encima de todo, el ejemplo que supone, para grandes y chicos, ver a personas de todos los tipos, orígenes, tallas y condiciones practicar una afición tan sana y sencilla como el correr.

E-JEM-PLO.

Señores/as criticones/as: menos mirarse el ombligo y más amplias miras. Menos egoísmo y más generosidad. Menos enanismo mental y más acción gestual.

CRÓNICA DE MARIO ZAFRA









Si algo tengo que escribir o decir de esta media maratón de Granada, es que ha sido la polla ("con elle" y con permiso).

Hoy no hubo clavada de tiempos más o menos, nada de eso, hubo rebaja de tiempo, al son que me marcaron las piernas, y la ilusión conforme caian los kilometros, y eso que asustaban los tiempos que marcaba en cada kilometro, 42 minutos en el díez, menos de una hora en el catorce, pero no pude ver la hora, y venticinco en el 20, para marcar tiempo de "elite" bajo la hora y media, me da igual.


Aunque con las piernas ya cargadas, tuve fuerza para arengar al que llegaba conmigo y decirle que había que esprintar, y así se hizo en la última recta, confirmando que mejor marca personal en 1 hora 31 min y 38 segundos, se acabó el techo de Linares, ya hay otro. Estupendo ver camisetas verdes en carrera, hoy sí fue el día!!



CRÓNICA DE VICTOR BERNIER




Después de muchos meses sin correr una Media Maratón (desde Málaga) afrontaba la de Granada con poca preparación debido a que últimamente mis entrenamientos se habían centrado en mejorar mi natación fundamentalmente.

La motivación en cambio era muy grande, contagiado por todos los amigos corredores que están poniéndose a punto para una u otra Media Maratón de Otoño. Sin embargo los Rotavirus que me han rodeado estos últimos días decidieron atacarme justo para el viernes, dejándome un cuerpo maltrecho y mermado.

Aún así tomé una dosis fuerte de antigripal y decidí probarme. Salí con mi vecino Juamba pero muy pronto (km 2) le animé a que se marchase. A pesar de encontrarme bien de pulso y de piernas sentía tan mal cuerpo que no era capaz de unirme a ninguno de los múltiples amigos que me fueron adelantando durante todo el recorrido.

Conseguí mantener un ritmo constante en torno a 4:30 y así terminé con un crono de 1:36:10. Contento porque no había para más. Poco después de llegar una subida de fiebre me dejó el rostro pálido como la nieve y me hizo tiritar durante un rato.


Aunque esto ya lo he dicho antes no vuelvo a correr resfriado.



CRÓNICA DE ONIO




Mucho tiempo sin correr en serio, ¿o no?

La verdad es que tras el MAPOMA me quede seco mentalmente, tenía ganas de seguir corriendo porque me encofraba físicamente como nunca antes pero mi cabeza siempre encontraba alguna excusa para no calzarse las zapatillas y salir a correr.

Así comencé a correr con cierta asiduidad hace algo mas de mes y medio pues veía que la media de Granada se acercaba y no iba a ser capaz de aguantar ni siquiera el primer diez mil.

Con este escaso entreno nos plantamos en la masificada linea de salida junto a algunos amigos verde con el propósito de hacer la carrera a ritmo tranquilo con el mero propósito de acabarla.

Tras unos primeros kilómetros en los que era prácticamente imposible correr por la posición tan retrasada desde la que salíamos y porque incomprensiblemente siempre se ponen delante los mas lentos, conseguimos coger velocidad de crucero en torno al kilómetro tres desde el cual vamos marcando miles a 4’30’’ un poco por arriba, un poco por abajo y así hasta la temida cuesta de La Chana donde observo que me quedo solo y sabiendo lo jodido que es intentar coger un ritmo que no es tuyo me marco el mío propio llegando al final de la cuesta en un estado mas o menos aceptable.

De ahí todo cuesta abajo salvo La Gran Vía ¡que es cuesta arriba! y hasta llegar al Camino Bajo de Huetor donde uno echa el resto para finalmente alcanzar el estadio donde marco algo menos de 1h40’.

Conclusión, pues que tengo que estar contento pues con tan poco entreno he conseguido mantener un ritmo aceptable. Pero lo mejor de todo es volver a compartir con todos esos amigos Verdes la pasión por correr que hacen que uno vuelva a encontrar motivos para calzarse las zapatillas.

Un saludo y nos vemos en los caminos pronto.



CRÓNICA DE JAVI -El Bloqueo



Ni sé qué me pasa ni qué tengo que hacer para redirigir esta afición atlética. Entreno, tengo cierta ilusión antes de las carreras -cierto que menos que antes-, me sigue flipando el material técnico de running... pero nada. No me encuentro. Las series las clavamos, los planes los cumplimos casi a rajatabla, pero de resultados, nada de nada, cero patatero. ¿Lo peor? Que acaba afectando al ánimo general y hace que el día de hoy sea un frío y gris lunes para olvidar.


¿Qué debo cambiar? ¿Qué debo y no debo hacer? Hace unos meses nos propusimos preparar la Media de Lorca como prueba de fuego, ni más ni menos que bajar de 1h 25'. La gran MEMA de Granada sería un entrenamiento más, pero claro, a competirla a muerte, a lo que demos... No damos nada. No hay motivación suficiente, competitividad... Un indicador claro es que salí muy atrás, ¡si casi llego tarde habiendo llegado a la cafetería la Isla una hora antes! Marco el primer mil a 4.38'' porque me es imposible sortear a tanta gente habiendo salido tan retrasado. Me agobio pero sé que quiero marcar 4'10''/km, porque además llevo dos semanas pasando de amigdalitis a gastroenteritis y otras cosas acabadas en -itis. Y voy consiguiéndolo, voy rebasando a compañeros verdes que habían estado más espabilados y paso el diezmil en 41' , pero sé (una vez más ) que no; voy desinflándome y la cabeza ya está arrojando la toalla. Me digo a mí mismo "otra más, igual que en Motril, igual que todas las del año pasado...". Agarro a Nacho en el km 14 y hago con él unos kms, pero lo veo muy fuerte; lo "provoco" ly e meto un cambio en el 18, que "gentilmente" me devolvió él en el 20, jeje, pero todo fue un quiero y no puedo. No hay más, no tengo ni piernas ( y mira que son bien gordas) ni mente para superar con fuerza una media maratón en los tiempos que me planteo.


1h 30' en esta media se aleja mucho de mis anhelos e incluso empeoro en un minuto la de hace dos años, cuando "ni siquiera estaba en forma". Entrando en meta empecé a toser como un poseso, casi vomito, empecé a temblar y a maldecir todo lo que con correr tuviese que ver. Odié correr. Es la impotencia, la debilidad absoluta. Lorca peligra (no la marca, que no la logro ni de coña), sino la asistencia; además mi compañero de plan Txomin también tiene el isquio tocado y el pesar y la desesperanza se apoderan de él. Sé que a estas alturas el lector me tendrá etiquetado como el pesimista del grupo, pero francamente, necesito ubicar mi horizonte. Quiero correr, lo sé, lo necesito, es un modus vivendi para mí. Pero cuánto, dónde está mi límite, hasta dónde debo aspirar, qué debo hacer, qué no debo hacer... son interrogantes a los cuales no sé responder. Echadme un cable.


PD: Lo mejor, como siempre, el reencuentro con los amigos, las sonrisas, las cervezas, el colesterol malo... y los buenos resultados, en especial el de Mario, al que vi fortísimo y fino. Me alegré muchísimo de todo corazón, porque la perseverancia a veces tiene su premio.




CRÓNICA DE ABEL



Fabulosa mañana para correr, con sentimiento de que, al menos por un rato, las calles fueron de los corredores. El clima acompañaba así como la oleada humana que se calzó las zapatillas y el calzón corto, para dirimir, cada uno según sus propios recursos y anhelos, los 21 km de asfalto granatense.

Estábamos tan a gusto con nuestros compañeros Verdes charlando y calentando que casi llegamos tarde a la salida de la prueba, donde logramos colarnos entre la marabunta. Tardamos 3 km en poder correr al ritmo elegido, pues hasta ese momento la multitud lo impedía, si bien el correr sin crono, hace que esos minutos de trote, no se conviertan en un sin vivir.

Gracias a Onio, logré hacer bastantes de los primeros 10, en el entorno de los 4.5 minutos. Cuando el perfil de la prueba fue ganando altura, supe de inmediato que no sería una camino de rosas el trayecto que aún me separaba de la meta en el estadio de tartán.

Como bien muchos sabéis, cuando alcanzas el punto más elevado del recorrido, a la altura de Correos en Cartuja, ahí ya sabes cómo vas a terminar la prueba, pues recuperar de ahí en adelante se torna tarea imposible. Si vas fuerte en ese punto tus ritmos hasta meta te harán cazar a una inmensidad de corredores que, como yo mismo sufrí ayer en mis carnes, fuimos por encima de nuestras posibilidades.

Fue a partir del km 16 cuando mi hundimiento se tornó más dramático, sintiendo las piernas duras, sosegado de respiración, pero con las palancas atascadas.

Logré culminar en un tiempo real de 1.41h, y ello me estimula a seguir en la breve brecha que retomé hace unas semanas, de recuperar la forma perdida y, desde luego, sigo soñando con hacer una media sub 1.30h

Placer grande cuando este grupo tan numeroso de Verdes nos felicitamos mutuamente ya cruzada la meta, y algunos compartimos tercer tiempo de verdes y colesterol.

Saludos!!




CRÓNICA DE TXOMIN





Después de arrastrar durante cinco semanas una lesión, mi planteamiento de la MM de Granada es claro: comprobar si estoy curado y los isquios me permiten realizar la carrera a buen nivel.
El comienzo es prometedor, aunque la salida es un poco caótica, marco el primer mil en 4:16, los siguientes Kms son similares. El pulso es bueno y la pisada es firme, sin acordarme en absoluto de la lesión.


Paso el cinco mil en tiempo de bajar de la hora treinta, pero a partir de aquí se tuercen las cosas; la lesión se hace presente de nuevo, obligándome a reducir drásticamente el ritmo.
Pienso en abandonar pero mi mujer y mis niños esperan verme pasar por el Km 12, así que como puedo seguir corriendo a este ritmo continúo hacia adelante.


El ritmo disminuye aún más en la zona de cuestas, saludo a la familia y pienso que ya que he llegado aquí me obligo un poco más y termino la carrera, se hace presente ese defecto que tenemos los corredores de terminar a toda costa.


A estas alturas llevo toda la musculatura muy cargada por el efecto de compensar la pisada para no hacer fuerza con la pierna dolorida, por lo que voy hecho un bloque y con unas ganas tremendas de acabar. No disfruto del paso por el centro y el camino Bajo de Huetor se me hace eterno.


Finalmente termino rozando el 1:36, el tiempo no me importa lo más mínimo. La lesión no se ha curado y no pinta nada bien, la primera consecuencia es que voy a ir a Lorca de paseo. Pero lo que más me fastidia es que posiblemente tenga que parar durante una temporada de correr para que cure bien y no se reproduzca de nuevo.


Felicidades a los que se estrenaron en la distancia, a los que mejoraron marca y ánimo y perseverancia para todos.

viernes, 5 de noviembre de 2010

Utilidades combinadas






Gracias al buen hacer de José Antonio Flores, podemos disfrutar de las imágenes, tanto de Google Maps como del Forerunner, y resúmen de la salida que este jueves día 4 realizamos él mismo, Jesús, Javi Ruiz y Abel, partiendo de la Inmaculada, visitando Churriana de la Vega y regresando por la margen del río Genil.


En total completamos, como podéis ver en la imagen obtenida con el Forerunner 305 de José Antonio, 12.5 km en poco más de una hora, saliendo el km a poco menos de 5 minutos.


Tambien observaréis, que se quemaron, en esta ruta y a este ritmo, unas 1.150 calorías y el amigo Flores llegó a hacer uno de los kilómetros a 4:01, lo cual atestigua, bien a las claras el buen momento de forma en que se encuentra.





En otro orden de cosas y respondiendo a Mario, por el momento acudirán a la MEMA de Granada: Jesús, Javi y Javi Ruiz, Victor, Onio, Mario, Abel y, por favor, añadid aquellos que por despiste dejo fuera del tintero.
Como ya hemos anunciado, habrá tercer tiempo, aún por determinar el emplazamiento, pero eso sí, repleto de viandas de la tierra, ricas en triglicéridos y colesterol (del malo).....y sobre la marcha se me ocurre Guejar Sierra, famosa por su cocina contundente.
Hablad lechones!!
Saludos!!

martes, 2 de noviembre de 2010

"Correr por Granada"....por Abel


Han transcurrido ya 10 días desde la última vez que salí a hacer unos kilómetros hasta hoy. En esa ocasión junto a Jesús, Txomin, Antonio y Javi, descendimos el curso del Genil desde la Inmaculada y visitamos la cercana localidad de Churriana de la Vega, distante tan solo unos 30 minutos, cuando la compañía es amena y el ritmo alegre.

Decía que, “gracias” a un oportuno resfriado, me he mantenido apartado de los entrenos algo más de una semana, por lo que hoy, ya algo más repuesto y en un hueco del trabajo y por la benignidad de la climatología, me he lanzado de nuevo a mi habitual ruta por la margen del Genil.

Hoy no me referiré a ritmos, ni sensaciones en las piernas o respiratorias, pues en general no han sido demasiado alentadoras, sino al esplendor que supone correr, empleando como “fondo de escritorio” la majestuosa Sierra Nevada, tras la copiosa nevada del fin de semana-puente que acaba de finalizar.



Obnubilado ante tanto derroche de belleza natural, me sentía envidiado por muchas personas que no podrían disfrutar de trotar unos kilómetros, respirando ese aire limpio y esa inmensidad blanca que presidía en todo momento mi correr pausado.

Absorto ante esta imagen deslumbrante, imaginaba que los místicos se referían al “nirvana” alcanzado, aludiendo a los sentimientos que me acompañaban a mí en ese momento. Correr en este escenario hace que alcances un estado de ensimismamiento muy parecido al trance, pues no eres consciente del esfuerzo, ni de los latidos de tu corazón, ni tan siquiera de las personas con las que te cruzas o adelantas, tan solo sientes que te desplazas sobre el terreno impelido por una fuerza ajena a tu voluntad donde parece que el tiempo se ha detenido, y ese momento querrías que durara eternamente.

Es posible que aquellos que leáis estas palabras y no hayáis corrido, tal vez penséis que me he debido fumar un porrito, pero os puedo asegurar que no exagero lo más mínimo, y tal vez algunos podáis corroborar estas sensaciones tan placenteras.

Algo parecido ocurre cuando corres por los parajes de la Alhambra, tras ascender, bien por Cuesta Gomérez o por el nuevo acceso al recinto nazarí, sientes que has viajado en el tiempo cuando tus piernas se lanzan a toda velocidad por el empedrado del “castillo rojo” e incluso recreas que tras cualquier esquina pueda surgir algún habitante de aquella época gloriosa engalanado con sus trajes de época.. Tal vez si agudizas el oído puedas escuchar el sonido de los cascos de los caballos que galopan por las empinadas pendientes de la “cuesta de los chinos”

Tal vez más de uno se sorprenda ante esta pseudocrónica, pero como todos bien sabéis, ésta es la casa de todos nosotros y os animamos a que sigáis contándonos vuestras aventuras y desventuras en estos mundos del correr, pues no todo van a ser series, cambios de ritmos, lesiones y sufrimientos varios. De vez en cuando narraremos alegrías, satisfacciones, logros anhelos y esperanzas.

Como habéis comprobado en la margen derecha del blog, 2 son los eventos cercanos que nos están esperando, la Media de Granada este próximo domingo, donde parece que habrá desembarco verde, con tercer tiempo gastro-enólico y el sábado 20, la siempre amena carrera nocturna de Atarfe y su famoso sorteo de jamones…..¡¡como para no perdérselo!!


Saludos!!

domingo, 24 de octubre de 2010

¿Dónde me compro las zapatillas?... por Abel




Suele ser ya una situación habitual durante nuestras salidas atléticas, por esos caminos de Dios, que durante algunos de los tramos en que por el rodar tranquilo del grupo, nos permite mantener una animada conversación, preguntar a los compañeros de marcha si alguno de ellos tiene previsto “pedir alguna zapatilla para aprovechar el envío y ahorrar unos eurillos”, pues ya sabemos que “la vida está muy mala “




Con ello nos referimos a que la mayoría de nosotros hemos decidido, por mor de las circunstancias, adquirir nuestro calzado deportivo, allende nuestras fronteras. Y no es que con ello pretendamos ayudar a otras economías extranjeras, sino que nos sentimos estafados, timados, vejados y engañados cuando tratamos de adquirir dicho calzado en los establecimientos del sector que tenemos en nuestras ciudades.



No alcanzamos a entender, tal vez debido a nuestras cortas “entendederas”, cómo es posible que las zapatillas cuesten casi el doble adquiriéndolas de manera física en la tienda de calzado deportivo más barata de la ciudad, frente a hacerlo electrónicamente a través de la red de redes.




Y la picaresca suele ser a menudo una buena compañera del comercio deportivo, hace unos días, Javi nos narró cómo trataron de colocarle un modelo de hace unos 3-4 años como si de uno actual se tratara, y encima a precio de 2010.



El comerciante avispado ¿no entiende que el corredor asiduo, como suele ser nuestro caso, al cabo del año invierte en al menos 3-4 pares de zapatillas? Parecería lógico que tratase de fidelizar a dicho comprador habitual, pues cuando uno se siente bien atendido y no estafado, suele confiar la adquisición de este material al comercio local.






Hace ya un par de años comenzamos con la tarea de comparar zapas a través de internet, y descubrimos la facilidad de compra virtual, principalmente desde USA a través de www.ebay.com Por lo general, el material se recibe en los plazos indicados por el vendedor y sin mayor problema, pues la calidad del producto ya se conoce, al tratarse del mismo calzado que vemos en las estanterías de nuestros centros comerciales, y si se elige una vía de pago seguro, no nos llevaremos sorpresas desagradables en el aspecto económico.




Tan solo es recomendable ser precavido al elegir adecuadamente el modelo y la talla exacta que necesitamos, cosa que lograremos, bien porque ya tenemos ese modelo, o porque lo hemos probado en uno de esos comercios de la ciudad que nos toman por “primos”





Una buena recomendación para encontrar un precio realmente bueno es optar por comprar un modelo de la generación anterior al que actualmente está en vigor, pues la generación anterior, por norma general, no suele ser inferior tecnológicamente hablando, de hecho a veces de una temporada a la siguiente tan solo se modifican los colores.




El actual Gobierno, en su afán recaudatorio, se dio cuenta de que estaba escapándosele mucho dinero a través de este tipo de comercio electrónico, puesto que los envíos procedentes de USA con material deportivo, se hacían bajo la denominación de “regalos” por lo que no tributaban. Y por supuesto este “grifo” , no hace mucho tiempo, también se cerró.




Hemos optado recientemente por pedir el material a Reino Unido (UK), el cual no tributa aranceles en la aduana, como ocurre con el procedente de Estados Unidos.





Y más recientemente, para nuestro regocijo, hemos conocido la noticia de que Amazon ha decidido no cobrar los envíos a muchos países europeos, entre ellos España, si el importe de la compra supera las 25 libras, o sea, unos 28 euros.




Como no quiero que esta entrada sea un discurso, os paso a detallar algunos ejemplos y tiendas donde adquirir zapatillas así como otro material deportivo:





NIKE PEGASUS 27



+ en Amazon.UK: 56 euros


+ en Wiggle : 70 euros


+ en Sportsshoes : 56 euros


+ en Store Nike : 100 euros

+ en Twenga : 100 euros


+ en El Corte Inglés : 100 euros



+ en Decathlon : 100 euros



+ en Bikila : 90 euros



ASICS NIMBUS 12




+ en El Corte Inglés : 150 euros


+ en Bikila : 142 euros


+ en Halcon : 126 euros


+ en Decathlon : 150 euros


+ en Amazon.UK : 84 euros

+ en Wiggle : 106 euros


+ en Sportsshoes : 84 euros








SAUCONY TRIUPMH 7



+ en Amazon.UK : 92 euros


+ en M2000 Sport : 140 euros


+ en Wiggle : 90 euros


+ en Bikila : 136 euros


+ en Ebay : 115 euros


MIZUNO WAVE RIDER 12



+ en Zapatillas.WS : 100 euros




+ en Bikila : 123 euros



+ en Decathlon : 130 euros


+ en Amazon.uk : 74 euros


+ en Wiggle : 81 euros


+ en Sportsshoes : 90 euros





Por supuesto, ni están todos los que son, ni son todos los que están, de modo que os pido vuestras propias aportaciones para compartir las experiencias y salir todos ganando del conocimiento de muchos de vosotros.

Saludos!

viernes, 22 de octubre de 2010

FABULA DEL MÚSCULO Y LA CARRERA por Jesús Lens





El jueves, corriendo, me pasó una cosa curiosa. Tras la Media Maratón de Motril, y aunque seguí jugando al baloncesto, los gemelos y los isquiotibiales se restablecieron con total normalidad. Sin embargo, seguía arrastrando molestias y pinchazos en esa parte de las piernas que se encuentra entre los gemelos y los tendones de Aquiles.



Yo no le concedía importancia alguna. Si no me dolían los isquios, los gemelos ni los propios tendones, todo estaba bien. A fin de cuentas, esa parte indeterminada de la pierna no podía ser importante. Total... unos nervios pelín inflamados, nada más.



El caso es que el jueves, mientras un grupo de Verdes corríamos por la vega, comenté el tema, de forma anecdótica.



Y uno de ellos, tras asegurarse de la zona de la pierna a que me refería, me confirmó que lo que me dolía era un músculo y que, para más inri, tiene nombre.



¡Y qué nombre!



El sóleo.



AQUÍ tenéis su descripción, en la Wikipedia.



Temblé. Literalmente. Y me asusté hasta, casi, el acojone.



Porque me acordé de mi Alter, José Antonio, y su lucha a brazo partido contra sus pertinaces lesiones en el sóleo, que le traen a maltraer desde hace años, convertido en su personal Talón de Aquiles.



¡Maldición!



¡Demonios!



Lo que hasta ese momento no habían sido nada más que unas incómodas molestias en un cacho de carne indeterminado, de pronto, se había convertido en una potencial lesión de un músculo esencial para los corredores, letal y traicionero.



Y como hemos escrito esta microhistoria en forma de fábula, ahora toca la moraleja.



Trabajo que te dejo a ti, querido lector, que yo ando muy ocupado, googleando “sóleo” en mi portátil, a ver que encuentro.



;-)



Jesús Soleado Lens.

lunes, 18 de octubre de 2010

Media Maratón Motril 2010 por Abel

Desde aquí quiero dar las gracias públicamente a todos los amigos que tuvieron la amabilidad de visitarnos ayer lunes, lo cual supuso uno de los días con más visitas en la historia de nuestro blog. Ello nos anima a seguir compartiendo nuestras experiencias con vosotros y os animamos a que participéis con vuestros comentarios y corriendo junto a nosotros. ¡GRACIAS de nuevo!


(Versión propia de ¿Donde está Wally? ):





Cuando esta mañana de lunes ha sonado el despertador, he advertido que no tenía dolores en las piernas, ni tan siquiera la sensación de haber realizado un esfuerzo intenso, como el que había ocurrido en el día anterior, habiendo disputado la media maratón de Motril.



Me sentía satisfecho por haber completado esta prueba tras más de 1 año de sequía, en lo que a competición se refiere, y con tan solo 2 meses de entrenamientos, tras más de 10 meses sin correr lo más mínimo. Sin embargo el cuerpo me advertía que no lo había dado todo, deportivamente hablando, pues de haber sido así, las secuelas en forma de dolores, agujetas y cansancio, estarían presentes, cosa que como ya he comentado no ha ocurrido.



Regresando tras la prueba en coche hacia Granada, no pudiendo quedarme a compartir el tercer tiempo con los compañeros de Las Verdes, en esta ocasión Antonio, Javi y Jesús, me sentía contento por haber finalizado la prueba en poco más de 1:42 al igual que Jesús Lens, al cual había logrado echar el guante a tan solo unos cientos de metros de alcanzar la meta. Fue a partir del km 18 cuando me di cuenta que iba a terminar la prueba con soltura suficiente de piernas y tan solo en ese momento logré soltar la mente y disfrutar de la prueba.





En el tramo intermedio de la prueba, sudé mucho, algo poco habitual en mí, por lo que me obligaba a portar una botella de agua e ir bebiendo sorbos de cuando en cuando en vez de engullirla de golpe, cosa que me sienta realmente mal y me corta el ritmo de zancada. Cuando el sol daba de cara realmente hacía mucho calor y la visión del mar a estribor, no hacía sino lanzar con insistencia la idea, por parte de mi mente, de que estaría mejor en la playa en remojo que dando “alpargatazos” a diestro y siniestro.



Desde el km 8 fui manteniendo una batalla interna agotadora contra mi cerebro, pues mientras mis piernas se movían con agilidad y la respiración tranquila contrastaba con los jadeos incesantes de los corredores que me rodeaban en todo momento, mi CPU me advertía: “ojo chaval, que llevas muchos meses sin correr 21km, y menos aun competir, así que reserva fuerzas o te vas a dar el gran batacazo.” Ese lastre mental me ha acompañado kms y kms.



Los primeros kms los corrí en las inmediaciones del incansable Roberto y sus compañeros, que como el Guadiana aparecía y desaparecía por mis flancos. Esa fue la señal de que, si bien iba a un ritmo sostenido, éste era constante, tratando de maximizar la eficacia de cada zancada, para minimizar el consumo de energías, que podría necesitar al final de la prueba.


Y es que nada más darse la salida, Jesús tomó unos metros de ventaja y no traté de cebarme en pos de su espigada figura, pues prefería ensimismarme en mi carrera y apartarme del mundo que me rodeaba, era como si tratase de hacer una tirada larga en solitario. Difícil misión, a priori, si valoramos el hecho de que terminaron esta Media más de 1000 corredores.





Cuando nos posicionábamos en la línea de salida, todas las dudas del mundo se agolparon en mí, y es cuando realmente me pregunté qué hacía allí, sin la preparación necesaria para garantizar que no fracasase en mi empeño de concluir la Media de Motril. Poco tiempo de preparación, la tirada más larga de tan solo 14 km y nada de entrenos con ritmos de competición, pero…”Alea Jacta Est”….y, en estas, “PUM”... sonó el disparo…. ¡No hay vuelta atrás!


Mientras calentábamos, nos cruzamos con Daniel hecho un fiera como siempre y Francis Tovar, del cual no tengo calificativos para elogiar sus méritos, así como cientos de afilados atletas corriendo en todas direcciones , y pensaba “cualquiera que te vea con ese tipo tan poco atlético no dará ni un duro por ti …. menuda motivación me doy a mí mismo”, pensé por un momento.



La tarde previa a la prueba sonó el móvil, al otro lado de la línea telefónica Víctor gentilmente me ofrecía su dorsal, y en ese punto se desvanecían mis esperanzas de tener la excusa perfecta para eludir el tener que correr en Motril a la mañana siguiente. María del Mar mostraba sus dudas de que estuviese en condiciones óptimas de correr una prueba tan larga, y yo convenciéndola a ella trataba de usar esas mismas palabras internamente para convencerme a mí mismo….creo que ambos nos quedamos albergando bastantes dudas.



Mario fue quien primero puso su dorsal a disposición de quien lo necesitara en el blog, y yo haciéndome el remolón logré que Antonio se hiciera con él, de modo que si pedía uno para mí, lo más probable a estas alturas es que no quedase alguno libre. De ahí arrancó la gran idea de correr la Media Maratón de Motril 2010.












domingo, 17 de octubre de 2010

Fotografías de la Media Maratón de Motril 2010

Las fotos mostradas a continuación están extraidas de la página de Ideal, al cual queremos mostrar nuestro agradecimiento.

Podéis disfrutar del reportaje completo en:

http://www.ideal.es/granada/multimedia/fotos/ultimos/64936-medio-maraton-ciudad-motril-0.html










viernes, 15 de octubre de 2010

Media Maratón de Motril 2010




Este domingo se disputará la Media Maratón de la Costa Granadina por excelencia, y segun parece será numeroso el desembarco de Verdes en las Costas Motrileñas. Y éste será tanto atlético como lúdico, pues a la par que algunos surcan los 21 km de la prueba, otros desde la grada animarán y disfrutarán del colorido espectáculo que una competición como ésta ofrece, ejerciendo las labores de reporteros gráficos de lo que allí acontezca.



Habrá tercer tiempo, pues tras la prueba atlética, nos deleitaremos con un suculento almuerzo disfrutando de las viandas que el mediterraneo nos ofrece y si el tiempo meteorológico lo permite nadie nos impedirá darnos un chapuzón en la playa.


Sería bueno adelantar quienes acudiréis, para organizar el desplazamiento del domingo, y así optimizar el empleo de vehículos motorizados.


Y para que vayáis abriendo boca, os dejo la Crónica de la Media Maratón de Motril de 2009 por Manuel Martos

miércoles, 13 de octubre de 2010

Jueves 14 de octubre a las 18.00 h en La Inmaculada




La inmaculada es el punto de partida de la Ruta que afrontaremos este jueves por la Vega para cubrir unos 16km, a ritmo tranquilo.


Partiendo del Parking, como hemos hecho en otras ocasiones, descenderemos por la margen del Genil, sobrepasando el cauce del Beiro y, a continuación, girando en dirección a Churriana de la Vega por el nuevo acceso peatonal que salta sobre el Genil para enfilar por un camino de tierra hacia la localidad anteriormente mencionada.


El retorno se hará deshaciendo dicho camino, hasta retomar el carril bici-peatonal que paralelo al Beiro llega hasta la ciudad y transcurre junto a la Circunvalación, el cual nos llevará de nuevo al punto de partida.
La idea es rodar cómodos para no bajar de los 5 minutos por kilómetro y dejando que el más tranquilo marque el ritmo.
Esperamos que la convocatoria os anime y podamos compartir esta bonita ruta, pues parece que la meteorología será benigna.
Saludos!!

domingo, 3 de octubre de 2010

TENEMOS QUE HABLAR…(por Jesús Lens)




Por ejemplo, de las nuevas camisetas. Que, por cierto, no le he pagado a Javi. ¡Me gustan! Y, aunque pensé que la mía me iba a quedar pequeña, lo cierto es que me sienta como un guante. No rozan y… espolean el sentimiento Verde.


La verdad que ha sido motivo de orgullo y satisfacción lucir la equipación de Las Verdes, por primera vez, en la carrera de Almuñécar, capital tropical por excelencia, patria del chirimoyo y el aguacate. Ha sido mi primera vez, también, en esta carrera, muy bien organizada, pero decepcionante por cuanto a la Bolsa del Corredor. Esas camisetas-toalla que sólo sirven para dormir con ellas (y, en alguno casos, provocar pesadillas a nuestras hipotéticas parejas)… ¡qué pobretonas terminan resultando!


Pero no nos quejemos. El día fue escandalosamente bueno y el hecho de salir y llegar de/a un campo de fútbol con pista de atletismo, un privilegio. Permite calentar en blandito, saludar a los amigos y disfrutar de ese excepcional ambiente que siempre rodea al Circuito de Fondo de la Diputación.







Bajé con Javi y, tras haber entrado el sábado en el Blog y no ver comentarios, pensé que ningún otro Verde correría en Almuñécar. Tras mi última (y enésima) espantá (lo siento, Abel… menos mal que lo del Circo del Sol fue algo inenarrablemente excepcional), no me enteré de que José Antonio sí que tenía previsto venir.


¡Y peor fue, después, enterarme de que había estado corriendo en Guadix!


Ahí es donde constaté que tenemos un problema de comunicación, seguramente derivado de los diferentes intereses atléticos de cada uno, nuestras oscilantes variaciones en el estado de forma, las lesiones, las carreras prioritarias y secundarias, los ritmos de entrenamiento… pero un problema de comunicación, al fin y al cabo.


Personalmente, me da mucha rabia. Por lo estrictamente deportivo. Pero, sobre todo, por ese componente humano que estamos perdiendo.


Confieso ser un perro, un asocial, un informal y un dejado.

Pero hago (otra vez) firme propósito de enmienda.

Me dio mucha alegría ver a Daniel, como una mala bestia, en los primeros puestos de la carrera. Y a Javi, hacer un marcón colosal, corriendo a poco más de 4 minutos el kilómetro. Y a Dani el Chuchero Sin Esfuerzos... Y a José Antonio, que me adelantó como una exhalación en los primeros metros de carrera y nunca más se supo. A Roberto, inasequible al desaliento y con el que apenas pude hablar al final de carrera, que llegué medio grogui. Y a José Manuel, imperturbable y siempre activo.






Y, por supuesto, a esas acompañantes, fieles escuderas, cámara en ristre, sonrisa en la cara y grito de ánimo en la boca. ¡Gracias!




La de Almuñécar, para mí, ha sido una carrera sin mucha historia. Para no cuidarme nada y haber dormido poco y mal tras cenar unas Alhambra Especiales acompañadas de revuelto de morcilla y croquetas de pollo, estando malamente resfriado; correr a 4-47 no está mal. (Cuando busco excusas, me las pinto en calva, ¿eh?)





Pero me da rabia porque durante 8-10 kilómetros fui a 4.30 y por debajo. Luego, el bajón. Me puse en los 5 y los dos últimos, en 5.15. O sea, que estoy flojo y sin punch. Si llega a ser una Media Maratón… la pifio con todo el equipo. O sea, que hay que entrenar más y más duro. Que esa nueva camiseta nos debe exigir un poco de compromiso, esfuerzo y dedicación.


Además, esa camiseta debe recordarnos que tenemos que hablar… ¿cómo lo veis?


Jesús “Malverde” Lens.

--
Jesús Lens
http://www.granadablogs.com/pateandoelmundo/

lunes, 27 de septiembre de 2010

Media Maratón de Guadix 2010...por Mario Zafra





Cuando vemos algún conocido al cabo del tiempo, y comentamos lo bien que se conserva fulanito, y lo magnifico que se mantiene, debe ser porque con el paso del tiempo sigue tal como estaba la última vez. Y así ha sido al reencontrame después de un año con la Media Maratón de Guadix. Nos mantenemos en el mismo tiempo, apenas 30 segundos que paso por alto.


Acudí a la cita, en un magnifico día otoñal para la práctica de la media maraton, sin frío ni calor que nos diera por abusar del liquido, solo pequeños sorbos en los numerososavituallamientos.


No fui con la idea de hacer el mejor tiempo de mi vida, como asi fue, sólo con la idea de hacer los 21 km, con iguales propósitos que el también pinero (natural de Pinos Puente) José Antonio.


Y así partimos desde la plaza mayor de Guadix equipado de verde (junto con Daniel que vi en la llegada, no acudieron más), casi en cola y sin rapidez por lo estrecha salida de la plaza.



Hice los primeros dos kilómetros con el paisano tranquilo hoy, dominando en parte mis piernas para no ir más rápido, y haciendo caso omiso de José Antonio de que yo siguiera, pero en el kilómetro 2 , donde marcábamos diez minutos y algo más, ante su insistencia, mis piernas y la primera cuesta en el mismo Guadix empecé a correr más alegre.


Ya en el kilómetro 3 me encontraba en la salsa de la carrera cabilando, atrás quedo mi paisano, que quedaban tan sólo 18 kilómetros marcando 15 minutos el reloj. Dirección Purullena cambie mis intenciones, al menos hasta que pudiera, sabía que los 15 kilómetros los aguantaría bien, mis duda estaban en los seis últimos.



En este trayecto engullía corredores, literalmente, los que adivinaba en el horizonte se acercaban y los pasaba, en el kilómetro seis ya marcaba 28 minutos creo , la cosa no iba mal. Aproveche la bajada de Purullena para recuperar, dejandome caer, y en espera que llegará el llano y falso llano para dar fuerza a las zancadas, y así fuimos quitando segundos a una media de 5 minutos el kilómetro.



En el 13 marcaba por debajo ligeramente de la hora, seguía adelantando pero costaba mas, cabilando en todo momento el tiempo final. Se puede escribir que ya estaba en mi situación natural de carrera, pero aun mejorando posiciones. En el kilometro dieciseis me estanque viendo ya Guadix, mas en la posición que en el ritmo pero con el falso llano para arriba se vio que hasta ahi remontaría.


Los cinco últimos kilómetros fueron para aguantar, sin claridad para cabilar el tiempo final pero con la certeza, salvo pajaron mayor, marcaría por debajo de 1hora 40 minutos. A la llegada de Guadix nos concienciamos que antes de tomar dirección al Ayuntamiento hay que dar una vuelta que no sienta bien, pero que no es tan larga, ligera bajada ascensión y meta. 1 hora 38 minutos en mi reloj poco mas en el de ges chip.



Satisface ver que hemos cambiado poco y que estamos como hace un año, aunque tengamos menos pelo.

viernes, 17 de septiembre de 2010

Test para saber si estas sobreentrenando (Gentileza de Vitónica.com)


Durante la práctica de actividad física debemos prestar especial atención a nuestro rendimiento y capacidad. Es importante respetar los consejos de los profesionales, ya que nos indicarán la cantidad adecuada de ejercicios que debemos realizar.

Sobre todo los primeros días de actividad, es frecuente la aparición de fatiga y cansancio muscular que pueden estar indicando un sobreentrenamiento. A continuación te invito a hacerte una serie de preguntas y saber si tu entrenamiento resulta demasiado:



1- ¿Cómo estás de humor hoy?

■Muy muy bien: -2 puntos
■Muy bien: -1 punto
■Bien: 0 puntos
■Normal: 1 punto
■Mal: 3 puntos
■Muy mal: 5 puntos
■Muy muy mal: 7 puntos


2- ¿Cuántas horas dormiste durante la noche?

■Más de nueve: -1 punto
■Ocho a nueve: 0 puntos
■Siete horas: 1 punto
■Cinco a seis horas: 3 puntos
■Menos de cinco: 5 puntos

3- Anoche dormí....

■...lo de siempre: 0 puntos
■... una horas más que lo habitual: -1 punto
■....dos o más horas más que lo habitual: -3 puntos
■...una hora menos que lo habitual: 1 punto
■...dos horas menos que lo habitual: 3 puntos
■...tres o más de tres horas menos que lo habitual: 5 puntos

4- ¿Has estado enfermo la semana pasada?

■Sí: 5 puntos
■No: 0 puntos

5- ¿Cómo calificarías tu último entrenamiento?

■Muy muy fácil: -3 puntos
■Muy fácil: -1 punto
■Fácil: 0 puntos
■Normal: 1 punto
■Duro: 3 puntos
■Muy duro: 5 puntos
■Muy muy duro: 7 puntos

6- ¿Cómo sientes tus músculos?

■Muy muy bien: -3 puntos
■Muy bien: -1 punto
■Bien: 0 puntos
■Sensibles pero no cansados: 3 puntos
■Muy cansados: 5 puntos
■Muy muy cansados: 7 puntos.

7- ¿Tienes las piernas cansadas?

■No: 0 puntos
■Un poco: 1 punto
■Bastante: 3 puntos
■Muy pesadas: 7 puntos


Para obtener el resultado sólo debes ir sumando o restando los puntos de cada respuesta y en base al número obtenido lo clasificas de la siguiente forma:


■40 o más puntos: debes tomarte un descanso, tu cuerpo se está sobreexigiendo.
■16 a 39 puntos: Continúa así, pero ten cuidado…. estás a punto de llegar a un sobreentrenamiento.
■15 o menos puntos: tu equilibrio entrenamiento- recuperación es adecuado.


Recuerda siempre que lo correcto y lo mejor para tu salud, es tener períodos de descanso que intercalen a cada sesión de entrenamiento. De lo contrario, llegarás a experimentar fatiga y desgana general e incluso verás las influencias del sobreentrenamiento en tu estado de ánimo.