domingo, 11 de enero de 2009

NO CUMPLIMOS LA RUTA DE 25 KILÓMETROS....


...Porque decidimos hacer 29. Fue una decisión consensuada cuando estábamos saliendo de Fuente Vaqueros, población que casi apreciamos de forma fantasmagórica, dada la neblina que cubría la población lorquina, neblina que nos ha estado acompañando a lo largo de esos 29 intensos kilómetros por la Vega granadina, que ha abarcado un buen puñado de municipios del área metropolitana de Granada.
Muy temprano habíamos quedado en Pinos Puente, Antonio, Javi, Víctor y quien esto firma. Muy temprano, digo, para el día que era y la climatología que existía, que en ese momento arrojaba una temperatura de un grado bajo cero, pero con una sensación de menos grados, dada la brumosidad que existía en ese momento. La Cruz de Granada fue el lugar elegido para tomar el "carajillo" que ya se ha convertido en el referente inicial, que no viniendo mal para el cuerpo ni para el alma, es buscado en las tiradas largas.
Por mera cuestión de logística era preciso llevar a cabo este tipo de operación: dejar algún coche en Pinos Puente, que sería el lugar de llegada y retornar al lugar de salida, junto a la Clínica de la Inmaculada, a un paso del Parque de las Ciencias y del cubo de Cajagranada.
Se podría sostener que esta mañana, en absoluto, era un día para salir a trotar, pero si se hace en buena y abundante compañía es mucho más llevadero. Ya en los coches se caldea el ambiente, se habla de la ruta, se consensúa el ritmo, se repasa la logística. De manera que a las 10 y cinco minutos ya estábamos trotando para introducirnos en los confines de una Vega, que fantasmagórica, nos recibía en casi absoluta soledad. Bien pertrechados de los "camelback" respectivos y lo suficientemente abrigados, provistos de mallas, guantes técnicos y demás prendas de abrigo, los cuatro valientes o insconcientes, nos dispusimos a acumular kilómetros, mirando de reojo al Río Genil, que aunque no es habitual, llevaba un buen torrente de agua, que fue escaseando a medida que se acumulaban los kilómetros. Quizá por eso pensé que el río iba agotando su caudal igual que nosotros agotábamos la energía a medida que íbamos dejando camino atrás.
Saber por donde se iba no era tarea fácil dada la intensa niebla que nos acompañaba, al tiempo que el frío no menguaba y tampoco era factible entrar en calor fácilmente.
No percibimos en ningún momento el contorno de las edificaciones de los pequeños pueblos que conforman el municipio de Vegas del Genil, y ni tan siquiera fuimos conscientes de saber con exactitud que ya habíamos dejado atrás el municipio de Santa Fé, o que incluso, atravesamos la carretera local que une Santa Fé con Atarfe. Lo realmente importante era ir comprobando que los más ambiciosos del grupo no desaparecieran a través de la niebla. Porque en el grupo de cuatro hay fama merecida de vocear un ritmo pero empíricamente plasmar otro. Curiosamente, de los cuatro, Javi fue durante casi todo el recorrido el más comedido, el que más toques de atención daba y el que más veces se ofrecía a fijar él mismo un ritmo. El grupo negociaba constantemente y desconfiaba de ciertos tándem letales, pero hubo un buen comportamiento de todos en todo momento. No olvidemos que el grupo no parecía conformarse con los 25 kilómetros iniciales y era posible que se ampliara, decisión que se tomó - como decía - en las calles de Fuente Vaqueros. Había ganas, y he de reconocer que esas ganas se plasmaron antes de salir de Fuente Vaqueros a tenor del férreo y acompasado ritmo que impusimos Víctor y servidor, en esos momentos por debajo de 4,45 el mil.
Durante el trayecto ha habido momentos muy bellos, pero han sido particularmente destacados las entradas a las poblaciones, esa sensación de venir de lugares lejanos y aparecer por lugares extraños. Pensemos que sólo se contaba con unas piernas, un corazón y unos pulmones.
A la salida de Pedro Ruiz decidimos evacuar líquidos que se tornan molestos e ingerir geles que nos aportaran los nutrientes necesarios, nuestra particular estación de servicio, tan necesaria cuando se corren tantos kilómetros. De manera que ya decidida la opción de alargar la ruta, llegada a la estribación de optar por el Camino de Real de Fuente Vaqueros o enfilar hacia Valderrubio, buscando la ruta del gran olmo, optamos por esta segunda. Pasada la fábrica de San Pascual, el camino presentó un aspecto embarrado, pero el hielo demostró su solidez y aunque zapatillas y mallas absorvieron un remero de barro, el resto del camino no mostró hostilidad alguna, pero si comenzó a existir ésta en el grupo. Apenas faltaban 6 kilómetros y la concordia pasó a mejor vida. Se rompieron los pactos vigentes durante casi 22 kilómetros y comenzaron a presenciarse puñales entre las bocas. Los atuendos helados, el sudor helado, todo un panorama blanco en nuestros cuerpos, cuando comenzaron los ataques. Éstos, como era de esperar, vinieron de la mano de Antonio y Javi, que lograron separarse unos metros de Víctor y de quien esto suscribe. Aún no habíamos llegado a Ánzola y los kilómetros que aún faltaban estaban en torno a cinco, pero ya las diferencias no se reducirían, todo lo contrario. Se formaron dos grupos de pares: Javi y Antonio y Víctor y José Antonio. Ya sólo se trataba de llegar como se pudiera. De todas formas los armisticios en el kilómetro 23, pasada la distancia de la media maratón, ya no eran necesarios. Intentamos adaptarnos cada cual al ritmo de la otra pareja, pero seguían los hachazos dentro de ambos grupos. Por delante veíamos una pugna en el filo de la navaja entre Javi y Antonio y por detrás Víctor y yo seguíamos a un nivel similar. Me encontré en mejores condiciones e hinqué el diente en la cuchilla del puñal y poco a poco dejé de escuchar los pasos de Víctor. No debo de negar que me encontré fuerte, muy fuerte por los fríos caminos que unen Anzola con Pinos Puente, pero alcanzar a Antonio y Javi no era tarea fácil a pesar de que les veía con nitidez. Busqué con la mirada la cercanía de Víctor, pero comprendí que seguramente llegara a Pinos Puente en la más completa de las soledades.
Fueron 29 kilómetros y muy pocos minutos de diferencia en las llegadas. Dos separaron mi llegada respecto a las de Antonio y Javi, y aproximádamente dos más tarde de la mía llegó Víctor. Pero en esos momentos la climatología seguía siendo la misma. Igual que la que señoreaba por la abadía del recóndito norte de Italia, en el Nombre de la Rosa, el día en el que la bestia parecía pulular por sus fueros.
No tenemos documentos fotográficos, así que espero que esta modesta narración sirva por sí misma para que vosotros, amigos-as, corredores podáis imaginaros por vosotros mismos la tirada del aniversario del grupo Las Verdes.
Y si satisfactorios fueron los kilómetros hechos, no menos fueron los dobles terceros tiempos. El primero, disfrutando los cuatro de unas fresquísimas verdes en Rest. Monserrat y el segundo, en compañía de Ana, Nuria y Mati en Granada. Todo a pedir de boca. (Por José Antonio)

41 comentarios:

Manuel Díaz dijo...

¿modesta narración? pues yo creo que no tiene nada de modesta, ha sido una larga explicación y me la he leído enterita. Je¡Je¡
Un saludo pa tos los verdes.
Manuel

Mario dijo...

BESTIAS!!! no pude acudir esta mañana, asi que esta tarde hice lo que pense despues de hablar con antonio ayer, algo mas humano en torno de 17 a 18 km con el sol de tarde.

Victor dijo...

Mañana fría, muy fría, Vega encharcada y embarrada, pero entre conversaciones hemos mantenido un ritmo por debajo de 5 todo el recorrido. En el 21 hice los cálculos y llevábamos una media de 4:52, yo mantuve el ritmo y con esa media he terminado. Antonio y Javi decidieron cambiar en los últimos 6-7 km para hacer un final fortísimo (en torno a 4:15 en esos km). Jose Antonio reaccionó algo tarde pero si se descuidan un poco les da alcance, terminó muy, muy fuerte también.

Un buen entreno de cara al maratón. Un par de estas más y estamos listos.

Un saludo

Abel dijo...

Menuda tirada os habéis marcado esta mañana!!, entreno estupendo para el próximo reto de la maratón hispalense.
Me hubiese encantado acompañaros, pero mis actuales condiciones físicas no me lo permiten ni por asomo. Ayer sin ir más lejos, fuí con Mario en bici y pillé el pajarón del siglo....y como le decía a él, cuanto se tarda en ponerse en forma, y qué rápido ésta se aleja de uno.
Enhorabuena de nuevo y ánimos con esa preparación que se me antoja estupenda.
Saludos!!!

Antonio dijo...

José Antonio, una narración que no necesita de fotos, es muy gráfica, pero a la vez está muy bien entrelazada. Entre la carrera de ayer y la crónica has vuelto a colocarte a la cabeza del grupo, como tiene que ser.

La de ayer fue una tirada magnífica, perfecta. La distancia y el ritmo, ideales de cara al maratón; la compañía y la charla, a la altura de lo que se esepraba; y las hostilidades fueron perfectas para sacar ese puntillo de ritmo y sacrificio, que es el que necesitamos para afrontar los últimos Km del maratón.

Afortunademente aún nos quedan unas cuentas de estas antes del Maratón.

Abel, Mario, Compae y Onio, se os echo de menos.

Un abrazo.

Anónimo dijo...

Menuda juerga que os habéis metido. A ver si para la próxima nos apuntamos Lens y yo, que estamos de capa caída y la fecha del maratón está muy cercana. Venga, animarnos que nos hace falta.

Un saludo, amigos.

Javi R.

José Antonio dijo...

Manolo, como larga fue la tirada. Gracias por leer nuestras chifladuras.
Mario: 18 kilómetros no son moco de pavo ¡ que 29 es una animalá!
Victor: De lo que más satisfactorío que recuerdo de nuestra tirada es ese ritmo compacto que impusimos saliendo de F.Vaqueros. Me gustó ese correr.
Abel: Sabemos que no estás entrenando, pero espero que comiences a pegarle fuerte, que tú no necesitas tanto para entonarte. La próxima te esperamos.
Antonio, hubiera sido bonito que ayer hubiera venido más gente. Gracias por tus palabras amigo.
Amigos os echamos de menos a todos: a Jesús, a Javi R., a Onio, a Abel, a Mario, a Aleandro, a Daniel, a Gregorio, al Compae Paco, a José Manuel, en fín a todo el universo verde, verdoso o asimilado.

Gregorio Toribio Álvarez dijo...

Por la mañana, cuando me levanté y vi el nieblazo que cubría Granada, inmediatamente pensé en vosotros e imaginé lo que ibais a sufrir. Mañana gélida y gran tirada, ingredientes para una gesta comparable con aquella toma. La maratón va a ser un triunfo asegurado. Enhorabuena por esa larga tirada y por la entrada.

Antonio dijo...

Sí José Antonio, echamos de menos a todos los verdes, pero algunos sabíamos que no podían venir.

Javi R, cuando quieras sólo tienes que venirte. El maratón está muy cercano.

Un abrazo

Jesús Lens dijo...

Eso, hay que entrenar. Lo que hicistéis es una barbaridad que os acredita en gran forma. A mí hoy me ha costado la vida acabar 16 kms. Sevilla... ay

Javi dijo...

¡Vaya pedazo de crónica! Es, sin duda, de las mejores que he leído. Verdes amigos, ¡ojo a cómo está José Antonio de forma! Vaya tirada, vaya mañana, vaya sucesión de orgamos atléticos. Una pasada que nadie que corre debería perderse la próxima vez, una maravilla. Eso sí, los últimos kms de infarto. Todo sigue igual: Antonio es una mala bestia, una extraña fuerza de la naturaleza, de ésas que rara vez surgen. Nadie se recupera tan pronto de operaciones, tendinitis y otras dolencias menos prosaicas (vamos, etílicas) para correr como un animal, acabar gritando y terminar una tirada de 29kms a 4m/km.
En fin, que hemos disfrutado los 4 como enanos, eso seguro. Por ahora, los maratonianos fijos somos los de la tirada, y creo que tb Jesús, ¿no?
Hoy me tocan series y no sé qué será de mí, porque me duele hasta el párpado izquierdo.
Un abrazo

Jesús Lens dijo...

Acabo de inscribirme a la Maratón de Sevilla. Alea jacta est. Espero que el pinzamiento ciático vaya a mejor. Porque de momento estoy hecho una ruina. Pero tengo confianza.

En lo último que estoy trabajando, en mensaje final es "Saldremos adelante". Yes, we can.

José Antonio dijo...

¡ Bien hecho Jesús !, es una buena forma de obligarse. Yo aún no me he inscrito pero me inscribiré pronto.

Javi, la crónica, el colofón a esa gesta que hicímos los cuatro. Como bien dijíste cuando pasan los días más se disfruta de las senaciones experimentadas. ¡ Hay que repetir !

Javi dijo...

Soy vicioso, lo reconozco. No he podido aguantar más. Mi promiscuidad me puede: acabo de ordenar unas New Balance 1224 coming from the States. No he podido evitarlo. Habrá que hacerles sitio.

Antonio dijo...

Qué envidia Javi, NB, para mi las mejores. Ya me contarás. Victor no podemos quedarnos atrás, las 1063 tienen que ser nuestras.

Ayer hice 16x400 y aunque pude con todos, las hice a ritmo constante, sin bajar. La tirada del domingo ha dejado algo más que buenas sensaciones. Esta tarde cuestas y si mañana puedo series de mil. MARASEVI, vamos a por tí.

Por cierto muy buen ambiente en las pistas, se hace menos duro las series, aunque las hice solo, al haber tanta gente te sentías mejor. Lo malo el frio y los charcos que me dejaron calado y helado.

José Antonio dijo...

Amigos, aún me resisto a las series, pero sé que hay que hacerlas. Dos días de descanso tras la paliza y hoy trotaremos 15 kilómetros, suaves, de descarga. Mañana, si Mario puede subiremos a la Alhambra por la antigua Crta. de Murcia a las ocho de la tarde. Las series probablemente para el finde.
Javi, enhorabuena por esa nueva adquisición, ya las veremos. Antonio no notaste cansancio?

Antonio dijo...

Casadísimo, de ahí que no pudiese bajar el ritmo. Pero el corazón si alcanzó revoluciones suficientes. Asi, aunque no pude alcanzar la velocidad deseada, pero el motor si lo puse a punto, de tal forma que ciuando las ruedas, amortiguación, estén en su momento, el corazón podrá mandar potencia.

JAVI dijo...

Pues yo ayer me metí un 20x500, rondando siempre ritmos alrededor de 3'40''/km. Mañana 4x3000. Casi na.

Antonio dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Jesús Lens dijo...

Os leo y se me cae el alma a los pies :-(

José Antonio dijo...

¡ Qué locura ! ¡ Hala ! me voy a rodar 15 kms. por la Vega, que ya tengo las piernas descansadas.

Mario dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Mario dijo...

no desesperes jesús, antonio ma metio este almediodia la fiebre sevillana, y no estoy para ese trote

Paco Montoro dijo...

Las tiradas largas, sin duda lo que mas me gusta de la semana.
Hicisteis un buen entrenamiento que los que vayan a Sevilla le va a venir de perlas...Saludos amigo

José Antonio dijo...

Pues nada, culminados esos 15 kilómetros por la Vega, en sentido inverso a los últimos 9 kilómetros del domingo. Resulta sorprendente lo descansadas que he encontrado las piernas, como si no hubiera hecho ni un sólo kilómetro hace tres días. Me he sentido con mucha fortaleza en los últimos kilómetros. Esto va bien.

Jesús Lens dijo...

Yo hoy consegui hacer 20 kms. Poco a poco vamos encontrando sensaciones. Pero no sé si llegaré :-(

Antonio dijo...

Asi me gusta, está costando pero el espíritu del maratón comienza a aparecer. Si es que no hay como verle las orejas al lobo. Bueno este fin de semana no, al menos por mi parte, pero hay que ir pensando lo que vamos a hacer para el siguiente, el de los días 24 y 25 de enero, sería conveniente en torno a 30-31 Km, mirando que el ritmo esté alrrededor a los 4:40 min/Km. Suena duro pero es lo que hay.

Un abrazo

Victor dijo...

Pues yo nada de nada desde el domingo. Un inoportuno resfriado me ha tenido fuera de juego, ya hoy voy levantando cabeza.

Un saludo

Javi dijo...

A ver, no dejéis la inscripción de la media de Almería para el final. Que veo que aún no estáis inscritos. Lo de hoy no son 4 tresmiles, sino 3 cuatromiles, que al fin y al cabo son 12 kms. ¡Ánimo con los entrenos! Sí Antonio, suena duro, pero con 30 kms vamos que nos matamos, ¿no?.

Anónimo dijo...

Carlitos y yo hemos quedado para este domingo para hacer una tiradita, quien quiera que se apunte, no menos de 20 km, para ir engrasando la maquinaria.

A SEVILLA SEGURO.

JAVI R.

José Antonio dijo...

Alrededor de 15 duros kilómetros los hechos por Mario y por mí esta tarde-noche. Subida al Albaicín a través de la antigua Crta. de Murcia y subida a la Alhambra por la Cuesta. Gomerez, donde me he quedado totalmente colgado en esa pequeña pero durísima cuesta. Suerte que recuperé bien en Gran Vía y Avda. de la Constitución. ví a Mario fuerte, por tanto aún hay esperanza que corra su segunda maratón jeje.

Mario dijo...

fuerte? fuerte la paliza que me distes en 500 metros en el bulevar de constitución

Jesús Lens dijo...

"Suena duro, pero es lo que hay".

Cuando Antonio se pone lapidario, no hay quién le gane. Ayer leí un relato de Chuck Palahniuk (el del Club de la Lucha) sobre una convención de luchadores amateurs que encantará a nuestro Padrino.

Cuando contaba la historia de un chaval que, en el instituto, pedía permiso para ir a mear y lo que hacía era colgarse de una barra de borde afilado para hacer flexiones y a la vez, hacer callo en las manos, me acordaba de Antonio...

José Antonio dijo...

Mario, ya que no hago series, me dije: hagamos una, jeje

Antonio dijo...

Es lo que tiene el espíritu marcial

Un abrazo

José Antonio dijo...

Bueno, seguimos avanzando en la preparación de la marasevilla. 17 kilómetros a 4,40, con buenas sensaciones. Mañana, probablemente Pinos-Tiena-Vuelta.
Javi R., Jesús, a qué hora y donde iréis a hacer los 20 kilómetros?

Javi dijo...

28 kms para el saco por tierras jienenses,culminando esta semana con 77 kms, no está mal. Amigos, veo esto paradillo, habría que hacer alguna entrada nueva, ¿no creéis? Yo ando sin internet en casa y me es imposibl. Ánimo al gran séquito verde maratoniano. Los 42 kms son nuestros.

Un abrazo

Mario dijo...

recuperando forma, algo mas de 40 km a pie y ayer 100 km a pedales, progesando.

Jesús Lens dijo...

Vaya, no vi esa pregunta Alter. Fuímos del Zaidín a Pinillos y vuelta. Unos 25 ksm o algo menos. Muy tranquilos. De charleta. Los Kms no los aseguro pero el tiempo... dos horas y cinco minutos.

Acumulando kilómetros!!!!!!!!!!

José Antonio dijo...

Buena ruta esa. Lo importantes es acumular kilómetros.
Mario, ya estás para Sevilla..

Anónimo dijo...

Un entorno encantador por el que me llevó mi amigo Carlos. Un ritmo suave y sin parar de hablar las dos horitas que me metió el tío entre pecho y espalda.

A ver cómo se avecina el fin de semana que viene.

Por cierto, iros apuntando al maratón con tiempo que sale más barato si lo haces antes del 31 de enero.

Javi R.